25 abril 2013

Yo haría lo mismo: Entrega un Ford Model T de 1913 a cambio de un Corvette nuevo


Casi todos los concesionarios tienen anécdotas sobre coches que han tenido que aceptar cuando un cliente se compra un modelo nuevo. Pero sin duda una de las más raras es la que le ocurrió a un concesionario Chevrolet del estado de Louisiana.

Tina Boyter, vecina de Bossier City, se acercó al concesionario oficial Chevrolet Red River porque estaba interesada en un Chevrolet Corvette LT2 blanco que tenían expuesto. Hasta ahí nada extraordinario, pero a cambio deseaba que el concesionario se quedase con tres de sus coches para ayudar a pagar el Corvette.


En sí ya es bastante inusual, pero es que además del Corvette de 1980 -su coche habitual- entregaba un Cadillac Eldorado de 1978, el coche de su madre, y un Ford Model T de 1913. El Ford T en cuestión era una versión de competición propiedad de su padre, quien lo restauró y ganó numerosos premios en eventos de coches clásicos. Los últimos 16 años, el Ford T estuvo expuesto en un museo.

Pero hay más, resulta que cuando Red River abrió sus puertas en la primera década del siglo XX, era distribuidor oficial Chevrolet y Ford, todavía se pueden ver los ganchos para los caballos de los clientes en algunas de las paredes del concesionario. Quién sabe si ese Model T no fue vendido ahí inicialmente.

0 comentarios:

Publicar un comentario